Siniestro de tránsito fatal en Punta Colorada

Estudiantes de UTU visitaron Nueva Zelanda

 Los estudiantes agrarios de UTU, Andrea Fabreau y Axel Gallo, regresaron de Nueva Zelanda con una infinidad de conocimientos sobre sistemas agropecuarios de producción. Las dos excursiones a ese país fueron un obsequio de la empresa Don Augusto Agro a través del senador Sebastián Da Silva, quien adquirió un premio a la eficiencia productiva por parte del frigorífico San Jacinto y se lo brindó a UTU. 


Los alumnos visitaron predios agrícolas y ganaderos con distintos componentes: ovinos, vacunos y ciervos, cada uno con su particular base pastoril y enfoque. Al llegar a cada uno de ellos, recibieron información general y específica, ventajas, desventajas y luego, los visitantes plantearon sus interrogantes y se realizaron importantes intercambios.

Andrea comentó que le llamó la atención una de las razas vacunas más utilizadas en Nueva Zelanda: la raza Kiwi. Es una mezcla de Holando, animal grande y con muchos litros de leche por volumen, y Jersey, más pequeño y con leche de gran calidad. Se obtiene una relación justa entre características de ambas razas.

Como base forrajera existe abundante raigrás, una especie muy buscada dada la gran cantidad de proteína que posee, y el nabo forrajero en los sectores de los tambos, que contiene mucha energía. Los productores tienen distintos sistemas intensivos donde concentran muchos animales en poco espacio, utilizando una producción natural con distintos tipos de forrajes.

“Para mí fue un viaje impresionante, único en la vida; aparte de lo que aprendí que fue muchísimo en todos los aspectos, tanto productivos como culturales del país, quiero destacar el grupo con el que viajé: todos tenían una calidez humana que hizo que el viaje fuera mil veces mejor", expresó Fabreau.

En cuanto a la maquinaria, Axel destacó que los sistemas están ampliamente computarizados; se utilizan otros diseños y marcas más avanzadas. Comentó también las ventajas que les aportan el clima y el relieve; hay muchas colinas.

“Me abrió muchos los ojos para entender temas que pensé que eran una fantasía y cuando llegué allá ví que era real”, dijo Gallo.

 

Comentarios