Inauguraron la Escuelita Municipal de Ciclismo de Maldonado

Ómnibus eléctricos recorrieron más de un 1.900.000 kilómetros en el segundo año de operación

 De acuerdo al informe corresponde al período de operación de 1.º de junio de 2021 al 31 de mayo de 2022, elaborado por la comisión técnica, las 30 unidades de Montevideo y dos de Canelones recorrieron más de un 1.900.000 kilómetros en el segundo año de operación. 

Ómnibus eléctrico; detrás, la Torre de las Telecomunicaciones

Considerando un rendimiento promedio de 2,5 km/l para un ómnibus diésel equivalente, los eléctricos dejaron de consumir unos 770.000 litros de combustible, evitando emisiones por unas 2020 toneladas de CO2.

Desde el 2020 están operando en Montevideo 30 ómnibus eléctricos y dos más en Canelones, adquiridos bajo el sistema de incentivos. Esto permite generar experiencia y verificar los beneficios tecnológicos, económicos y operativos, en cuanto a sus mejoras en el servicio y eliminación de emisiones.

Estos primeros ómnibus eléctricos fueron adquiridos por los operadores de transporte público en el marco de un instrumento de promoción impulsado por los ministerios de Medio Ambiente (MA), Economía y Finanzas (MEF), Industria, Energía y Minería (MIEM) y Transporte y Obras Públicas (MTOP), e implementado a través de una comisión técnica con integrantes de los cuatro ministerios.

De acuerdo al 2.º informe anual de resultados de operación, elaborado por la comisión técnica, las 32 unidades recorrieron más de un 3,4 millones de kilómetros en los dos años de operación. Considerando un rendimiento promedio de 2,5 km/l para un ómnibus diésel equivalente, los eléctricos dejaron de consumir alrededor de 1.385.000 litros de combustible, evitando emisiones por unas 2800 toneladas de CO2.

En cuanto a la autonomía, el 97% de los ómnibus eléctricos, al final del día, llegaron con un 20% o más de carga restante en la batería, lo que muestra un alto grado de adaptación de las unidades a los requisitos de recorridos y condiciones de uso, considerando que algunas de las líneas en las que se usan estos ómnibus son de relativa poca longitud diaria.

En todas las empresas se destacaron la mejora de confort que implica la tecnología eléctrica tanto para los usuarios como para los trabajadores, al operar con niveles de ruido y vibración mucho menores. Por otro lado, identifican que existe variabilidad en el rango de autonomía de acuerdo al modo de uso, condiciones y utilización de accesorios como aire acondicionado. Los tiempos de carga y la infraestructura para de carga demandan cambios importantes en la infraestructura de las empresas.

Estas últimas comentaron, además, que las características de accesibilidad son apreciadas y que los buses eléctricos operan con confiabilidad y bajo costo.

Comentarios