Siniestro de tránsito fatal en Punta Colorada

Sector agroindustrial exportará más de 10.000 millones de dólares por primera vez en la historia

 El ministro Fernando Mattos expresó que en 2022 se superará por segundo año consecutivo el récord de exportaciones agroindustriales, con más de 10.000 millones de dólares. Consideró que eso generará efectos positivos para toda la sociedad. En la exposición en ADM, también destacó la importancia del cuidado de recursos naturales y de las oportunidades para alimentar al mundo en forma confiable e inocua.
En la disertación sobre desafíos y oportunidades del sector agroindustrial frente a un nuevo escenario internacional, este miércoles 30, actividad organizada por la Asociación de Dirigentes de Marketing (ADM), se expresó el ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca, Fernando Mattos.

Junto al jerarca, estuvieron presentes el secretario y prosecretario de Presidencia de la República, Álvaro Delgado y Rodrigo Ferrés respectivamente; el ministro de Ambiente, Adrián Peña; el subsecretario de Ganadería, Ignacio Buffa, y otras autoridades, así como representantes del sector rural.

Mattos señaló que la agropecuaria es relevante para la economía del país e incide respecto a buena parte de la población que vive en medio rural y depende de la producción. Agregó que se trata de un medio que afronta riesgos, como el sanitario o el climático.

El jerarca hizo referencia a cómo repercute el comercio internacional por la reactivación posterior a la crisis sanitaria, el conflicto bélico entre Rusia y Ucrania y el fortalecimiento del dólar. Además, afirmó que se aguarda, para 2023, una desaceleración económica mundial y que China confirmará la mayor desaceleración del crecimiento económico de los últimos 40 años, vinculada con las medidas por COVID-19. “El Gobierno diversificó mercados para tener mayores opciones comerciales”, reveló.

En alusión a las oportunidades para la producción sostenible de alimentos y fibras nacionales, destacó que solo en esta región habrá superávit alimentario y que el comercio permitirá la distribución hacia zonas deficitarias.

“La seguridad alimentaria del mundo está comprometida”, afirmó el secretario de Estado, quien explicitó que Uruguay, como proveedor mundial, debe aprovechar las oportunidades a partir de la preservación de sus recursos naturales. Apeló a una producción sostenible, que respete el ambiente y con base en el conocimiento científico.

Remarcó que Uruguay reforzó sus compromisos internacionales para la mitigación del cambio climático y mantiene su estrategia de adaptación. Afirmó que ello es posible a partir de un aumento de la productividad y que, para eso, se desarrolla el proyecto Ganadería y Clima con más de 60 productores de 35.000 hectáreas.

Mattos valoró la emisión de bonos con énfasis ambiental que impuso el Ministerio de Economía y Finanzas, que genera confiabilidad y seguridad internacional.  

Detalló que Uruguay ostenta una imagen positiva y confiable a nivel internacional por el estatus sanitario, al que catalogó como clave para acceder a mercados y fortalecer la exportación.

En ese sentido, subrayó que hay legislación sobre inocuidad de hormonas y proteínas, y genética animal y vegetal; insistió en que se cuidan los recursos naturales e hídricos, que existen planes de uso y manejo de suelos, planes de lechería sostenible, protección del bosque nativo, buenas prácticas agrícolas, trazabilidad nacional obligatoria en vacunos y de la miel, citrus y aves.

Mattos proyectó que en 2022 se superará por segundo año consecutivo el récord de exportaciones agroindustriales con más de 10.000 millones de dólares entre productos derivados de carnes, celulosa, granos y lácteos. En 2021, el valor exportado superó los 8.000 millones de la moneda estadounidense.

“Será la primera vez en la historia que se llegará a esa cifra con muchos ceros”, asumió el jerarca, quien expuso sobre la importancia económica del sector agropecuario y sus encadenamientos. Explicitó que alcanza el 21 % del producto bruto interno (PIB) y el 17% de los empleos del país.

Fernando Mattos señaló la importancia de contar con políticas de largo plazo para las cadenas agroindustriales, por lo que, desde la cartera que dirige, se trabaja en la implementación de un proceso de planificación estratégica para el sector.

Advirtió la importancia de negociar la baja de la tasa arancelaria que paga Uruguay en donde coloca sus productos, también en no perder competitividad por los altos costos de insumos que se utilizan en el sector y dijo que se debe apostar a la biotecnología para incrementar la actividad y cuidar los recursos naturales.

Indicó que en los próximos 25 años habrá 25% más de población mundial y 30% más de demanda alimenticia de calidad, lo que generará oportunidades e insistió que Uruguay cuenta con todas las ventajas para aprovecharlas.

Comentarios