Siniestro de tránsito fatal en Punta Colorada

INDA apuesta a la compra de producción familiar

 En el marco de la jornada nacional sobre “Producción Familiar: el camino hacia una alimentación sostenible”, que tuvo lugar este viernes 25 de noviembre en Trinidad, departamento de Flores, se profundizó sobre las compras estatales a la producción familiar y las experiencias de los productores. La jornada fue organizada por el Instituto Nacional de Alimentación (INDA) y el departamento de Ruralidad del Ministerio de Desarrollo Social (MIDES).


El objetivo de la jornada fue integrar la seguridad alimentaria y nutricional desde la mirada de la producción y el consumo de alimentos de producción familiar, haciendo hincapié en el derecho a la alimentación.

Una de las políticas que se vienen implementando desde el Estado para fomentar el consumo de productos saludables y favorecer la producción agropecuaria familiar son las compras estatales. Estas se rigen por la Ley Nº 19.292, que incorpora por primera vez este tipo de producción y la pesca artesanal.

"Esta ley establece la reserva de una parte de las compras que realiza el Estado a esos productores. Se busca potenciar su organización, su venta en forma asociada y cumplir con una oferta de productos estables, de calidad y que lleguen a distintos puntos del país", explica Jorge Vaz, representante del departamento de Ruralidad del MIDES. 

Los principales organismos que adquieren estos productos en Uruguay son el Ministerio del Interior, el Ministerio de Defensa, ASSE, ANEP (con el programa de alimentación escolar) y el MIDES a través del INDA, que trabaja en conjunto con las intendencias. 

En los departamentos de Artigas, Salto, Paysandú, Tacuarembó y Rivera, INDA compra canastas semanales de frutas y hortalizas. En Canelones también se realizan compras de huevos y, en Flores, pescado de río para proveer a las distintas instituciones del programa Alimentando Derechos.

De acuerdo a la disponibilidad de producción, se realiza el pedido mensualmente y se paga un precio justo que se regula de acuerdo al Boletín del Observatorio Granjero.

Apostando a mejorar el nivel nutricional de la población, INDA realiza un fuerte trabajo territorial educando y aumentando las habilidades culinarias de forma creativa e innovadora a través de talleres, recetrarios, etc. para lograr una adecuada utilización y aprovechamiento de las frutas y verduras. “Estos alimentos tienen un bajo consumo en el país”, explica Silvina Carrato, representante del INDA.

Esta modalidad de compra surge a raíz de las inundaciones que se produjeron en el litoral del país en el año 2017. Las personas afectadas se encontraban en situación de emergencia alimentaria y surgió la oportunidad el resolver el problema con la compra a productores locales.

Es importante destacar que los productores cumplen con toda la normativa vigente para ser proveedores del Estado. Están registrados y tienen habilitaciones bromatológicas, como cualquier otro proveedor.

A través de esta modalidad de compra todos ganan. De esta forma, el Estado se asegura un precio que nunca supera determinado umbral y promueve una forma de comercio y consumo que beneficia a toda la población. Los productores, por su parte, reciben un precio justo por lo que producen, pueden prever lo que van a vender, por lo que tienen la posibilidad de incorporar nuevos productos y planificar mejor su inversión y, al trabajar de forma asociada, se pueden capacitar, compartir maquinaria y realizar compras de insumos en conjunto. Finalmente, gracias a esta modalidad, los consumidores se aseguran la calidad y diversidad de los alimentos que llevan a su mesa.

Comentarios