Realizaron jornada de monitoreo participativo en el arroyo Solís Chico - JBC de Piriápolis

"Uniendo al país"

Breaking

martes, 23 de noviembre de 2021

Realizaron jornada de monitoreo participativo en el arroyo Solís Chico

 En el marco del Programa de Monitoreo Participativo de Calidad de Agua, el Gobierno de Canelones, junto a los municipios, la Universidad de la República, vecinos organizados, realizó una actividad de monitoreo participativo en el cangrejal del arroyo Solís Chico.
Durante la jornada, junto a la comunidad, el equipo técnico, autoridades departamentales y locales realizaron una recorrida, charlas sobre la importancia del cangrejal, su valor ecosistémico y las amenazas que sufren los arroyos como recursos naturales, y se llevó a cabo el reconocimiento de las cuevas y las especies de cangrejos, entre otras actividades.

Desde la Dirección General de Gestión Ambiental, Sumila Detomasi informó que esta jornada se trató del monitoreo y la protección de los cangrejos que se encuentran en el arroyo Solís Chico. “Son la base de la cadena alimenticia del humedal. Es un trabajo que se viene realizando hace algunos años, donde los vecinos lo comenzaron y la Intendencia de Canelones se sumó”, comunicó. El objetivo es promover la protección del cangrejal y cuidarlo de las amenazas que está sufriendo esta especie. La Ley N° 18.308 de Ordenamiento Territorial considera la importancia de estas áreas como áreas de protección.

Estela Delgado, Doctora en Ciencias Biológicas y profesora adjunta de Ecología Costera del Centro Universitario Regional del Este (CURE) de la Universidad de la República, explicó por qué hay que cuidar a los cangrejos: “además de ser parte de lo que son los humedales, que tienen una gran importancia por su gran biodiversidad, también actúan sobre todo como base de la trama trófica, desde todo el ecosistema, y participan activamente en todo lo que es la filtración, una de las funciones principales que desarrolla el humedal”.

Particularmente, este humedal, está enclavado en un entorno urbano y los cangrejales, en estos humedales salinos, se encargan de generar un fenómeno que se llama bioturbación. A través de la remoción –cada vez que hacen cuevas–, permiten la incorporación de materia orgánica al suelo y su oxigenación. “Los cangrejitos están trabajando para nosotros sin que nos demos cuenta y eso permite entonces esta filtración, sobre todo de la materia orgánica y de contaminantes”, puntualizó la docente.

Finalmente, Detomasi remarcó la importancia de este tipo de actividades. “Este monitoreo es muy importante para establecer la línea de base, dónde estamos y a dónde queremos apuntar. Es imposible planificar sin conocer y sin reconocer, o sea, tiene que ver con el monitoreo y tiene que ver con la puesta en valor del tema, ayuda a la comprensión, a la difusión y, por supuesto, a la educación ambiental", concluyó.

Especies protegidas


El cangrejo de juncal y el cangrejo violinista son especies protegidas, declaradas a través de la Resolución N° 36/020 de DINARA, donde se fija la veda a la extracción de cangrejo violinista en toda la costa uruguaya y se regula la del cangrejo de juncal. La Intendencia de Canelones y los municipios costeros colaboran con la señalética y con las actividades que se realizan en convenio con el CURE.

Participación ciudadana


“La participación ciudadana es fundamental, el empoderamiento de los vecinos es básico para la comprensión de que estas especies son fundamentales”, aseveró Detomasi, y agregó que “en la cadena alimenticia y en el ecosistema general del lugar, es todo. Estas especies cumplen un rol fundamental. Hay varios países que le hacen monumentos al cangrejo y acá hacemos la Fiesta del Cangrejo”, un festival que se realiza desde el año 2019.

Yamila Castro, integrante de la Comisión de Vecinos de Las Vegas-Lomas del Solís, expresó su alegría por el trabajo que se viene realizando: “estamos muy contentos de ver que hoy en día existe el interés de la Intendencia y el interés de la UdelaR en apoyarnos en este proceso”. Acerca del objetivo de la comisión, dijo que quieren “ver qué podemos hacer como sociedad civil para aportar a que habitemos de una forma más amigable, a que entendamos cuáles son los recursos que tenemos que proteger para que sigan aportando al territorio donde vivimos”.

Asimismo, el Alcalde de La Floresta, Nestor Erramouspe, hizo hincapié en el aspecto central que tiene la participación ciudadana. “En lo que tiene que ver con el tema de la protección del arroyo Solís Chico y su ecosistema, es algo fundamental; si no hubiera una sociedad civil comprometida que haga de guardia, sería imposible. Son guardianes porque llaman cuando existen algunas depredaciones de aquellos que vienen en la noche. En el día tenemos un cuerpo inspectivo que viene y hacemos la fiscalización, retiramos y devolvemos lo que están sacando. Ahora lo están haciendo en la noche y, a través de los vecinos, es la única forma que tenemos para que nosotros nos enteremos, podamos hacer acciones y seguir mejorando el tema de la protección", afirmó.

Fiesta del Cangrejo

“Nosotros intentamos hacer una fiesta que sea típica de los recursos, de las cosas que tenemos en el balneario, entonces salió la idea de la Fiesta del Cangrejo porque acá tenemos cangrejales en donde se encuentra, dentro de ellos, la especie protegida, el cangrejo violinista”, informó Emilia Villamil, también integrante de la comisión vecinal.

En este sentido, el Alcalde Erramouspe indicó que “la comunidad de Las Vegas y Lomas de Solís es una comunidad que tiene ya muchos años trabajando. Ellos entendían que visibilizando el tema del cangrejo se podía tomar conciencia en los vecinos y cuidar, tener empatía con la situación del arroyo Solís Chico”. Añadió que este es “un festival donde la gente se junta, se encuentra, hay música, picnic, una cantidad de cosas, que, además, permiten hablar sobre la protección del medio ambiente e invitamos a toda la comunidad del municipio a participar”.

La ruta del cangrejo

Los cangrejos del Solís Chico llegan desde Mar de Plata y vienen al humedal del Solís Chico a desovar. Desde aquí, siguen su migración hacia Brasil. Según Erramouspe, el llamado de atención es muy serio, ya que si continúa la depredación “nos vamos a quedar sin cangrejos en toda la costa sudaméricana y su rol en el ecosistema tiene una importancia para todo lo que tiene que ver con la vida animal”, remarcó el jerarca comunal. La depredación se da porque se sacan indiscriminadamente machos y hembras como carnada para la pesca. Erramouspe señaló que este “es un elemento realmente muy codiciado a nivel de pesca en Montevideo y en diferentes lugares, donde se paga muy bien y es una salida laboral informal para el tema de la pesca deportiva y la pesca amateur. Realmente arrasan con todo y se llevan todo, por ejemplo, las hembras que están desovando, y eso rompe todo el ecosistema de los cangrejos”.

Los humedales, filtros naturales

El nivel del agua sube y baja porque es típico de los ambientes estuarinos y las especies, tanto de la flora como de la fauna, están adaptadas a la subida y bajada del nivel del agua, incluso a la variación de salinidad. En años anteriores, estos lugares conocidos como bañados eran considerados improductivos o como focos de mosquitos, insectos y garrapatas y, en general, lo que se hacía era rellenarlos para hacerlos habitables. Estela Delgado expuso el rol vital de los humedales, debido a que “son servicios ecosistémicos, es decir, son funciones que los sistemas naturales nos brindan a los seres humanos y que de alguna manera hacen un mejor bienestar, un mejor vivir”.

¿Cómo funcionan estos servicios ecosistémicos?

Los humedales del departamento son vitales, por ejemplo, las playas están limpias gracias a ellos. Todos los residuos de materia orgánica, de plantas y de animales quedan retenidos en el humedades, por ello, se dice que actúan como un filtros. El agua llega mucho más limpia a la costa y eso nos brinda una playa en mejores condiciones. Es un atractivo turístico y recreativo, si lo vemos desde el punto de vista económico. Más allá de esto, desde el punto de vista de la biodiversidad, contamos con muchas especies de aves y una cantidad importante de otros mamíferos, incluso reptiles, que conforman toda la biodiversidad de la zona.

Hay esperanzas

Según Delgado, hay esperanzas. “Yo tengo 20 años de trabajar en estos temas y llegué a este cangrejal a través de la gente. Los vecinos me invitaron en noviembre del 2019 a la Fiesta del Cangrejo. Es un hito en el Uruguay que haya gente interesada en la conservación de cangrejos y con los vecinos que están presentes hoy, en esta actividad, venimos desarrollando hace un año y medio el monitoreo y la preocupación sale de ellos. Así que si será importante trabajar y escuchar a la gente local, los que viven todo el día en los lugares”, finalizó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario