Llamamiento de la OIT a respetar plenamente los derechos de la gente de mar y a vacunar a los marineros - JBC de Piriápolis

"Uniendo al país"

Breaking

domingo, 2 de mayo de 2021

Llamamiento de la OIT a respetar plenamente los derechos de la gente de mar y a vacunar a los marineros

Dondequiera que se encuentre, la gente de mar tiene que ser vacunada contra la COVID-19 para evitar perturbaciones en la cadena de suministros.


La OIT está instando a los gobiernos a tratar a los marineros como trabajadores esenciales y a cooperar a fin de que estas personas accedan a las vacunas lo antes posible y que puedan cruzar fronteras y mantener el funcionamiento de las cadenas de suministros.

Estos llamamientos se reflejan en dos Resoluciones adoptadas con ocasión de la reunión del Comité Tripartito Especial del Convenio sobre el trabajo marítimo (MLC), 2006 , que entre el 19 y el 23 de abril de 2021 congregó virtualmente a más de 100 gobiernos, marineros y armadores a fin de analizar los efectos de la COVID-19 en el sector marítimo.

La Resolución relativa a la implementación y la aplicación práctica del MLC, 2006 durante la crisis de la COVID-19  renueva los llamamientos a que los Estados designen y traten a la gente de mar como trabajadores esenciales, y a que adopten todas las medidas necesarias para que puedan viajar sin impedimentos entre su país o lugar de residencia y su lugar de trabajo, y obtener atención médica en tierra y autorización para desembarcar.

Se insta a los Estados a adoptar todas las medidas necesarias para que no se exija a la gente de mar permanecer a bordo de una embarcación contra su voluntad más tiempo del especificado en el acuerdo de empleo, y en ningún caso durante un tiempo que supere la duración máxima de servicio estipulada en el MLC, 2006.

La Resolución relativa a la vacunación de la gente de mar contra la COVID-19  insta a los gobiernos a que, de conformidad con sus programas de vacunación nacional, faciliten las vacunas incluidas en la lista de uso en emergencias de la OMS a los marineros a bordo de buques que visiten puertos en su territorio, y a los gobiernos, a que consideren la posibilidad de establecer centros de vacunación para la gente de mar en los puertos.

Anima a los Estados a aceptar vacunas administradas a los marineros por otros Estados y, previa celebración de consultas con los organizadores de armadores y de la gente de mar y en coordinación con la OMS y la OIM, a contemplar la posibilidad de establecer un programa internacional para estas personas que facilite su acceso a la vacunación en tierra.

El Comité Tripartito Especial acordó además medidas para restablecer el pleno respeto de los derechos de la gente de mar en virtud del Convenio sobre el trabajo marítimo, 2006 (MLC, 2006) y solicitó la creación de un grupo de tareas interinstitucional de las Naciones Unidas que examine la implementación y la aplicación práctica del Convenio durante la pandemia, incluidas sus repercusiones en los derechos fundamentales de la gente de mar y en el sector marítimo.

Realizó otras recomendaciones en relación con la situación de más de 30 normas sobre el trabajo marítimo relativas a la gente de mar, muchas de las cuales fueron revisadas en el MLC, 2006. En 2030, la Conferencia Internacional del Trabajo debería derogar la mayor parte de esas normas, situando así al MLC, 2006 como el instrumento actualizado de la OIT en el ámbito marítimo.

“Pese a no haberse celebrado de modo presencial, la reunión de esta semana del Comité Tripartito Especial ha sido provechosa. Terminó de revisar normas internacionales del trabajo relativas al sector marítimo, y adoptó dos valiosas Resoluciones que procuran paliar las dificultades atravesadas por la gente de mar este último año debido a las restricciones por la COVID-19”, dijo Julie Carlton, Presidenta del Comité.

Hablando en nombre de los armadores, el Dr. Max Johns destacó las Resoluciones como una “clara declaración de la aspiración a que los marineros sean vacunados a la mayor brevedad, pues es la única forma de asegurar un suministro mundial ininterrumpido de bienes, empezando por los alimentos y los medicamentos.” Y añadió: “Los armadores esperamos que el MLC, 2006 y todas sus condiciones se apliquen en todas las circunstancias.”

En nombre de la gente de mar, Mark Dickinson señaló que la reunión había “puesto en marcha el proceso de aprender de la experiencia vivida, con una determinación de cambiar las cosas y de aprender de los errores cometidos en esta pandemia”. Puntualizó que la reunión había “adoptado dos Resoluciones importantes no solo por lo que respectaba a avances y procesos, sino también al claro reconocimiento de la importancia de la gente de mar para la industria”.
©OIT

No hay comentarios:

Publicar un comentario