Primera etapa de programa de atención a jóvenes desvinculados atenderá a 2.200 personas - JBC de Piriápolis

"Uniendo al país"

Breaking

sábado, 30 de junio de 2012

Primera etapa de programa de atención a jóvenes desvinculados atenderá a 2.200 personas


A partir del segundo semestre, el programa Jóvenes en Red asistirá a 2.200 personas de todo el país en 36 lugares de intervención, con más de 100 educadores. El objetivo es revincular al estudio y el trabajo a personas muy vulnerables. En los últimos 25 años, la proporción de jóvenes que ni estudia ni trabaja se mantuvo estable. Al 2010 eran 171 mil jóvenes, de los cuales un 24% reside en pequeñas localidades del interior.

“Son jóvenes (mal llamados ‘Ni-Ni’)  que tienen un gran distanciamiento con lo educativo y lo laboral formal, que es preocupante, porque los deja en una situación de vulnerabilidad que hay que tratar de fortalecer. Creemos que este programa, con la interinstitucionalidad a pleno, es una buena iniciativa para que ellos puedan construir un proyecto de vida desde otro lugar”, concluyó la coordinadora de Programas del MIDES, Mariana Drago.

También explicó que el enfoque de abordaje del programa es amplio. "Trabaja desde sus intereses, su difusión territorial y sus posibilidades a nivel sanitario, familiar —si es necesario—, comunitario, de revinculación y experiencias laborales".

Diego Olivera coordinará el programa que, en su primera etapa, trabajará en la captación y convocatoria de esta población, para vincularla mediante actividades culturales, capacitación laboral y revinculación con el sistema educativo. "En el segundo semestre se abrirán 36 puntos del país, trabajando con las redes de cada lugar para tomar contacto con las personas identificadas y así, iniciar un trabajo mano a mano con cada joven".

Más de cien educadores trabajarán con 2.200 jóvenes entre 14 y 24 años. Se planifica aumentar la convocatoria año a año, para totalizar unos cinco mil jóvenes acompañados por el programa Jóvenes en Red.

Las cifras presentan diversas realidades de los jóvenes
Según una publicación que fue presentada el 26 de junio en la Torre de las Comunicaciones, la proporción de jóvenes que ni estudia ni trabaja se mantuvo estable en los últimos 25 años: entre un 20% y un 25%. Las características dentro de esta categoría es muy amplia y extensa: el 5,4% de los jóvenes que ni estudia ni trabaja realiza tareas en sus hogares; el 6,1% busca empleo; el 6,3% no busca empleo, ni trabaja, ni estudia. Este último grupo totaliza unos 45 mil jóvenes, de 131 mil jóvenes.

En términos relativos, la mayor proporción de jóvenes que no estudia ni trabaja se encuentra en las pequeñas localidades del interior del país —23%, frente al 14% de montevideanos—. Los jóvenes que ni estudian ni trabajan y son responsables de los quehaceres domésticos se concentran en hogares independientes de su familia original, mientras que la mayoría de jóvenes que no estudia, ni trabaja, ni busca empleo, ni realiza los quehaceres cotidianos no conformó un hogar propio. La mayoría de éstos últimos tiene entre 15 y 19 años.

Cuatro de cada diez hogares jóvenes que no estudian ni trabajan integran hogares en situación de pobreza. El 50% de los jóvenes que ni estudia, ni trabaja, ni busca empleo y no hace tareas domésticas, no alcanzó el nivel medio de educación. Además, de éste último grupo, alguna vez ha percibido un ingreso económico por su desempeño en una ocupación laboral. Las cifras corresponden a la Encuesta Continua de Hogares del año 2010.

No hay comentarios:

Publicar un comentario