Vuelta al mundo en una Mehari - JBC de Piriápolis

"Uniendo al país"

Breaking

lunes, 28 de febrero de 2011

Vuelta al mundo en una Mehari

Mario Sabah y sus hijos Ismael (29) y Matías (26) visitaron los cinco continentes, pasaron por 45 países a bordo de una camioneta Mehari de 600 centímetros cúbicos, dos cilindros y apenas 28 caballos de fuerza. Y ayer volvieron a Uruguay.
Mario fue el capitán del equipo. Partieron el 28 de febrero de 2007 y llegaron a Uruguay, a través del puente internacional San Martín, luego de recorrer 150.000 kilómetros.
Estuvieron en el mundial de Sudáfrica, donde conocieron personalmente al capitán de la selección uruguaya de fútbol Diego Lugano y, en Australia, Ismael encontró el amor. Cristine, una joven de 29 años, decidió dejar todo y viajar con ellos a Uruguay.
"Estoy muy emocionado por poder terminar esta hazaña y volver a mi país después de cuatro años", dijo Mario Sabah, luego de culminar con los trámites que exigen en la frontera.
"Rescato la solidaridad y el cariño que hemos recibido de los uruguayos en el exterior. Gente muy solidaria y si no fuera por ellos hoy no estaríamos acá", aseguró Sabah al destacar que el objetivo del proyecto "fue la aventura en sí misma" y difundir permanentemente el territorio uruguayo, "porque somos un país muy pequeño que sólo algunos conocen por el fútbol".
Cuando llegaban a cada una de las ciudades, era habitual encontrarse con periodistas en virtud de que el pequeño y en apariencia frágil vehículo en el que viajaban con bandera uruguaya no pasaba inadvertido. "En todo momento hablamos de Uruguay y entregamos material", aseguró.
Además lograron contactarse con 5.000 compatriotas que representan la diáspora de uruguayos en el mundo. Es que este proyecto tenía tres pilares: uno era el viaje en sí, otro era el "encuentro con los uruguayos en la diáspora, para proporcionales información legal, turística, económica y de oportunidades". Y el tercero: "difundir por el mundo el concepto de un Uruguay Natural, costumbres, cultura, bellezas, un Uruguay serio y responsable con ganas de crecer", dicen los aventureros en su web: uruguayporelmundo.com
"En cada uno de ellos (uruguayos) intentamos dejar plantada la semilla para el retorno. Por suerte hubo familias que ya volvieron, en parte, por el empujoncito que les dimos. Si bien ya tenían decidido venirse, con nuestra visita terminaron de entusiasmarse porque el uruguayo extraña de una forma diferente al resto", afirmó. Dijo que uno de los mensajes que trae para sus compatriotas se orienta hacia la transformación que puede provocar el amor por el país: "Si de alguna manera pudiéramos sentir lo que sienten los uruguayos en el exterior, estaríamos produciendo un pequeño cambio, pero cambio al fin".
VOLVIÓ CON NOVIA. Al visitar Oceanía, Ismael conoció a Cristine. "Nos conocimos en Australia. A ella también le gusta viajar, así que decidimos que se viniera con nosotros", dijo Ismael al pisar tierra uruguaya luego de cuatro años.
Fuera del área de control los esperaba un grupo de uruguayos que llegaron desde Montevideo en autos, camionetas y hasta un motor home, para recibir al padre y sus hijos que acababan de cumplir el sueño de dar la vuelta al mundo.

Diario de viaje: en el mundial

1 julio 2010 Uruguay vs África, Johannesburgo: "Partimos en la tarde desde Kimberly a Johannesburgo después de tomar unos mates con Diego. Los jugadores se preparaban para un partido difícil, esta vez nos tocaba jugar contra Ghana, el único país que quedaba en representación de África. Es difícil poder describir la sensación de este partido, parecía un sueño, habíamos derrotado un continente entero. Decidimos ir a esperar a la selección al hotel. A las dos de la mañana se escuchaban las sirenas que escoltaban al ómnibus, los jugadores se bajaron saltando y gritando, todos juntos abrazados y con el canto de "Volveremos, volveremos, volveremos otra vez, volveremos a ser campeones, como la primera vez!!". El diario está en: uruguayporelmundo.com.

No hay comentarios:

Publicar un comentario