Publicidad Movil

Publicidad

lunes, 27 de noviembre de 2017

Zeballos y Dotta no terminaron el Rally del Atlántico.

No fue un domingo como hubiesen deseado Rodrigo Zeballos-Sebastián Dotta (Peugeot 208MR) en el segundo día del XXIV Rally del Atlántico “Trofeo Ricardo Gorbarán”, al tener que abandonar cuando se venía cumpliendo la primera prueba de este domingo.


Una lástima debido a que fue por culpa del diferencial central que a pesar de tener solamente tres carreras no sabían que éste tenía un desgaste prematuro. Esto hacía que el auto no se comportara bien, que fuera ingobernable y, en una de las curvas el auto que se va hacia un costado, Rodrigo Zeballos que lo “pelea” pero se le hace imposible enderezarlo. Como consecuencia el auto sale hacia el pasto y pega contra una enorme piedra donde rompe una parrilla delantera y una rótula debiendo de abandonar.

En un tiempito que se hizo para conversar ya que los admiradores querían sacarse una foto con él o firmar un autógrafo, Rodrigo Zeballos expresaba “Un domingo complicado en este Rally del Atlántico. Salimos con un auto que era totalmente inllevable. Lamentablemente, en una curva me sacó la cola demasiado, llevándome fuera de la ruta donde agarramos unas piedras muy grandes que hizo que rompiéramos una parrilla y una rótula, debiendo de abandonar. Hay que seguir aprendiendo sobre el auto. Esto nos pasó por un desgaste mecánico que no sabíamos que aguantaba “x” kilometraje y al no estar funcionando hacía que el auto nunca fuera derecho. Esa pieza es el diferencial central. Este año no fue el mejor, pero ya estamos apuntando al próximo y que sea como en el 2016. Igual estamos contento con este desafío, sabíamos que iba a ser muy duro, el equipo ha trabajado muchísimo, hemos aprendido un montón. Estamos con ganas de ir para el Campeonato Argentino, pero también tenemos que ver varias cosas, pero en un principio esa es la idea para el año que viene”.

Una verdadera lástima porque no pudieron lograr otro torneo internacional y el Trofeo “Ricardo Gorbarán”, pero como suele decir Rodrigo Zeballos “siempre hay revancha”. Estamos seguro, más conociendo a todo el equipo, que esto ya es un desafió el de lograr tener un gran auto. Algo que el binomio y el Zeballos Rally Team se lo merece por todo el compromiso y cariño que ponen en todo aquello que inician.

©RG Internet Press. Imágenes: Emilio Ibarra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario