Publicidad Movil

Publicidad

martes, 11 de julio de 2017

Ministerio del Interior reforzará la seguridad en frontera con Brasil con cámaras y policías.

Es la primera vez que los hurtos están descendiendo en todo el país, de la misma manera que bajan las rapiñas y los copamientos, recordó el subsecretario del Ministerio del Interior, Jorge Vázquez. Añadió que esa secretaría de Estado colocará cámaras de videoseguridad en la frontera con Brasil y desplazará efectivos para reforzar acciones contra narcotráfico y abigeatos.


“Nosotros venimos monitoreando el comportamiento del delito en todo el país, y con satisfacción vemos que está bajando en la cantidad”, expresó el ministro interino del Interior, Jorge Vázquez, en declaraciones efectuadas este domingo 9 en Melo, en ocasión del día previo a la sesión abierta del Consejo de Ministros en Ramón Trigo, departamento de Cerro Largo.

Indicó que hace tres o cuatro años que las rapiñas disminuyen en todo el país y que la tendencia es que continúen en descenso.  Además acotó que descienden otros delitos como homicidios, hurtos y copamientos.

En los meses transcurridos de este año, las rapiñas descendieron 11 % respecto a 2016 y 12,3 % en relación a 2015. Estimaciones del ministerio anuncian una reducción de los homicidios del 24 % entre diciembre de 2018 y marzo de 2019. Sobre esta modalidad de delito, Vázquez mencionó que hay homicidios sin aclarar, pero que “ninguno pasa al olvido”, sino que hay grupos especializados con técnicos que investigan y recopilan nueva información.

En la oportunidad, adelantó que serán instaladas cámaras de videoseguridad en las ciudades fronterizas con Brasil para enfrentar temas de abigeato, narcotráfico entre otros. Junto a esta medida, serán trasladados efectivos de Guardia Republicana, Crimen Organizado y Narcóticos, en el denominado Programa Gavilán, como se hizo anteriormente en momentos en que se disputó el Campeonato Mundial de Fútbol Brasil 2014 y los Juegos Olímpicos, en Río de Janeiro en 2016.

Respecto a otro tema, subrayó que la prolifjeración de jaurías de perros preocupa al Gobierno y que el último relevamiento constató que hay más de 1,7 millones de perros en Uruguay, muchos de ellos, sueltos.

“La Comisión de Tenencia Responsable y Bienestar Animal está trabajando para colocar chips a cada animal asociado a una cedula de identidad, de forma que aquel que no tenga dueño debe estar cuidado y en un lugar en que no esté vagabundeando para que no cometa desmanes a ovinos en campos”, añadió Vázquez, quien remarcó que este problema también genera discordias de convivencia entre propios productores rurales. “Si todos trabajamos coordinadamente, el Ministerio de Ganadería, Interior, las intendencias, las comisiones protectoras tendremos resultados favorables”, afirmó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario