Publicidad Movil

Publicidad

miércoles, 5 de julio de 2017

Ganadería examina proyecto de planta para faena de pollos y optimización de compras estatales.

El Ministerio de Ganadería analiza los diseños de la nueva planta de faena de la Cooperativa Nacional de la Asociación de Fasoneros de Pollos Unidos. La nueva construcción está prevista para reducir costos e incrementar la inserción de cooperativistas en el proceso. La asociación vende sus productos al Ministerio del Interior, a la Intendencia de Canelones y al Comando del Ejército, en el marco de la Ley de Compras Estatales.


“La Cooperativa Nacional de la Asociación de Fasoneros de Pollos Unidos (Conafpu) tiene un proyecto de fortalecimiento organizacional con el Ministerio de Ganadería y están trabajando en la construcción de una planta de faena en San Jacinto, Canelones”, informó el director de Desarrollo Rural, José Olascuaga, en entrevista con la Secretaria de Comunicación Institucional. El proyecto está basado en una faena de cinco mil pollos diarios.

La cooperativa inició los trámites para la inspección del diseño y habilitación tanto sanitaria como constructiva de la planta. Los estudios se examinan por parte del Instituto Nacional de la Carnes y la División de Industria Animal del Ministerio de Ganadería. Por su parte, la Dirección General de Desarrollo Rural de ese ministerio otorga apoyo para mejorar la inserción en las cadenas industriales a través del convenio con el Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola.

"Esta iniciativa permitirá la faena en una planta propia, lo cual independiza a los productores de terceros y amplía la posibilidad de destinar recursos a la mejora de los procesos de valor agregado", enfatizó el jerarca.

“El sueño comenzó hace tres años, con un grupo de productores que estábamos sin trabajo y nos juntamos para formar una cooperativa”, recordó la presidenta de la Cooperativa Nacional de la Asociación de Fasoneros de Pollos Unidos, Noemí Garrido. "Detrás de este proyecto hay 25 fasoneros y sus familias", informó.

"Actualmente, la cooperativa vende al Ministerio del Interior, a la Intendencia de Canelones y al Comando del Ejército. “Con la planta de faena podremos reducir costos y también sumar más nichos de trabajo, porque tenemos compañeros que están a la espera para ingresar. En este momento somos 11 los productores que estamos trabajando. A medida que sumemos más ventas, podrán ir ingresando los demás”, agregó Garrido.

“La herramienta de la compra pública es fundamental, porque es lo que nos ha permitido existir. Hace tres años y medio que la cooperativa le vende al Ministerio del Interior sin necesitar subsidio, sin necesitar crédito, más que asegurarle el mercado y darnos el lujo de ser los proveedores más baratos que le venden carne de pollo al Estado”, añadió.

La Conafpu vende pollo faenado entero, lo que complica el acceso al servicio de pollo trozado. Por ejemplo, para el suministro de supremas de pollo a hospitales y escuelas, “la herramienta planta de faena es fundamental”, aseguró.

La cooperativa ya inició algunos de los trabajos previos a la construcción, de movimiento de tierra, alambrado y para conseguir los pozos de agua. También comenzó con las obras en la zona de vestuarios y adelantó los trámites ante la Intendencia de Canelones. Una vez que el Ministerio avale el proyecto, comenzará la construcción; se estima que será a fin de año.

No hay comentarios:

Publicar un comentario