Publicidad Movil

Publicidad

miércoles, 14 de junio de 2017

Canelones realiza acto conmemorativo del exterminio de la población de Lídice.

En presencia de las Instituciones Educativas, como todos los años se recordó en Canelones la masacre del Pueblo de Lídice. Karel Beran, el Embajador de la República Checa en Buenos Aires estuvo presente junto al Intendente de Canelones Yamandú Orsi y al Cónsul de la República Checa Sr. Jorge Goyenola, para recordar los hechos del régimen nazi sobre la población del pueblo de la antigua Checoslovaquia.


Ubicada en Monegal y Brause, la plaza Lídice, lleva el nombre del poblado de aquellas tierras exterminadas por el nazismo en 1942, perpetuando así la memoria de sus habitantes, 192 hombres, 60 mujeres y 88 niños, perecieron por los bombardeos de los nazis. La masacre y la destrucción total del poblado fue ordenada por el líder nazi Hitler, para vengar el asesinato de Reinhard Heydrich, su mano derecha.

La población canaria, una vez enterada de la tragedia ocurrida con el pueblo Lídice el 10 de junio de 1942, fue el primer pueblo del mundo en manifestarse, se alzó a modo de protesta pacífica y consagró el espacio dando nombre a esta plaza en honor a su pueblo. Desde ese año, los ciudadanos de Canelones se reúnen en dicha plaza para conmemorar a Lídice y para denunciar el terrible acto ocurrido hace 75 años.

Para cerrar el acto conmemorativo, los niños de la Escuela de Educación Artística No. 266 "Alfonso Broqua", realizaron una representación llamada “Esperanza en el arte” donde hablaban de cuidar al mundo entre todos, simbolizando al planeta con un globo terráqueo en sus manos y utilizando diferentes instrumentos musicales.

En el acto protocolar el Intendente de Canelones destacó la importancia de la educación desde la primera infancia para que nunca más ocurran hechos como este, donde la destrucción total de los seres humanos fue el objetivo. “La humanidad en estos últimos años ha conocido más de una experiencia de este tipo. Hoy cualquier guerra es un acto criminal en sí mismo. Crece la venta de armas, aumenta el olor a pólvora. Es muy oportuno que paremos a reflexionar sobre estos violentos episodios. Vivimos en un país donde por suerte la paz y el amor siguen siendo consigna fundamental”.

Culminada la actividad en la Plaza se trasladaron al Instituto de Formación Docente de Canelones “ Juan Amos Comenio”, donde se presentó la investigación “Lídice: Espacio Público, Memoria y Acción Política” a cargo de dos docentes de la institución.

No hay comentarios:

Publicar un comentario