Publicidad Movil

Publicidad

viernes, 10 de marzo de 2017

Un 3,4 % de los usuarios habilitados para cambiar de prestador optó por atenderse en otra institución.

Durante el período de movilidad regulada de febrero de 2017, conocido como apertura del “corralito mutual”, 1.621.581 personas estaban habilitadas a cambiarse de prestador, 69 % de la población total cubierta por el seguro nacional de salud. Los resultados indican que 54.921 usuarios optaron por el cambio, lo que representa un 3,4 % del total habilitado. La tendencia es descendente desde hace años, en 2016 fue de 3,9 %.


El ministro de Salud Pública, Jorge Basso, realizó una primera evaluación sobre el período de movilidad regulada, es decir, el lapso en el que los usuarios del Sistema Nacional Integrado de Salud habilitados pueden cambiar de prestador. 

Durante febrero de 2017, 1.621.581 podían cambiar de prestador, lo que representa el 69 % de la población total cubierta por el seguro nacional de salud, que ascendía a 2.352.981 personas al comenzar el mes. 

La cantidad de habilitados a cambiar aumentó, pero el número de movimientos registrados en el período disminuyó. En 2016, 63.130 personas tomaron la decisión de recibir servicios en un prestador diferente al que se los ofrecía, mientras que en 2017 cambiaron 54.921. El porcentaje se había estabilizado respecto al 4,1 % de 2015, luego se ubicó en 3,9 %, en 2016, y este año descendió a 3,4 %.

Basso recordó que, cuando este proceso comenzó (año 2009), la movilidad alcanzaba el 7 % y ahora apenas se aproxima al 3 %. Dijo que la reducción de la tendencia ocurre tanto en el prestador público como en los privados. “Esto demuestra una fuerte estabilidad del sistema. Es una buena señal, porque las personas no se plantean cambiar de prestador”, agregó. 

“Aspiramos a promover que las buenas prácticas de las instituciones se contagien”, señaló el ministro. 

Consultado por los reclamos que a veces realizan los usuarios en cuanto a tiempos de espera, sobre todo vinculados con la asignación de día y hora para algunos especialistas, Basso dijo que el equipo básico de salud debe estar provisto de las herramientas para resolver la mayor cantidad de problemas y evitar derivaciones innecesarias. “La evidencia internacional demuestra que el 80 % de los problemas los puede resolver el equipo básico de salud”, indicó.
Presidencia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada